sábado, 9 de junio de 2012

Reproducción de los conejos domésticos

Reproducción del conejo doméstico

Ventajas de la cría de conejos

La cría de conejos domésticos tanto por fines comerciales como no comerciales presentan varias ventajas con respecto a otros animales domésticos entres las que podemos mencionar las siguientes:
  • Los conejos domésticos pueden ser una forma idónea de mejorar la economía familiar ya que pueden ser vendidos con mayor facilidad que animales de mayor tamaño. Además no requieren de complicados sistemas de mantenimiento y su alimentación no es costosa ni complicada. 
  •  Otra ventaja de los conejos es que ocupan poco espacio debido a su tamaño. Pueden ser instalados en encierros pequeños o incluso al aire libre bajo tejados sencillos. Debido a esto la cría de conejos no requiere de grandes inversiones, únicamente los primeros animales reproductores y las jaulas. 
  • Los conejos domésticos suelen ser buenas mascotas, animales interesantes y muy agradecidos cuando son bien tratados. Por lo tanto para personas que tengan solo unos cuantos o centenares de ellos los conejos suelen dar muy altas producciones a las personas que los quieren y los saben tratar. 
  • La producción de los conejos es altísima y para las personas interesadas en la cría comercial deben tener en mente que una coneja es capaz de producir entre 50 a 60 conejos al año en promedio. Es así que una sola coneja tiene una producción que se acerca a la que tienen tres ovejas o cabras en cuanto a cantidad total de kilos de carne. 
  •  Los conejos son animales que no resultan molestos debido a que no producen ni ruidos ni malos olores mientras sean bien cuidados. Su mantenimiento no es complicado por lo cual incluso personas jóvenes pueden cuidarlos con éxito. En el caso de los niños esto les enseña un sentido de responsabilidad al tener un animalito que depende de ellos. Así mismo los conejos resultan adecuados para personas ancianas o que presentan discapacidades ya que les ayuda a sentirse más útiles además de que les sirven como compañía. 
  • Los conejos son sumamente fértiles y fáciles de multiplicar, y con solo 12-14 conejas y 2 machos en poco tiempo pueden tenerse 3000 ejemplares con capacidades reproductivas lo cual hace ideal a este animal para la cría comercial. 
  • Si hablamos de la cría de conejos para consumo y venta de carne, esta resulta muy conveniente ya que la carne de conejo tiene un alto contenido de proteínas en comparación con otras carnes y para muchas personas constituye un alimento bastante sabroso. 
  • Los conejos pueden alimentarse de gran variedad de productos vegetales por lo cual no es difícil mantenerlos bien alimentados. En este aspecto son más baratos de mantener que otros animales domésticos, como algunas razas de perros domésticos que requieren alimentos comerciales especialmente diseñados los cuales no resultan nada baratos para los dueños. 

Cuidados a tomar durante la reproducción de los conejos

Hay algunos puntos importantes que deben ser tomados en cuenta con respecto al manejo de los conejos que queremos reproducir. Es importante tomarlos en cuenta si queremos obtener los resultados deseados. 

Primero que todo los conejos tienen su propia fisiología y comportamiento de tal manera que debemos tener cuidado en brindarles algunos mínimos de confort de tal forma que les evitemos el riesgo de enfermedades y otros problemas durante la época de reproducción. Estos cuidados deben ser atendidos o es probable que no podamos reproducir con éxito a nuestra mascota. Es importante evitar las soluciones fáciles y en apariencia poco costosas, primero está la comodidad del animal y su bienestar y como con cualquier otra mascota, si no se siente en las mejores condiciones no dará los resultados deseados. 

Por ejemplo, no se puede esperar mucho de la cría de conejos que son tenidos en patios en malas condiciones y alimentados únicamente con hojas o alimentos sobrantes, lo cual lo único que producirá son crías muertas en la mayoría de los casos. Por esto es del mayor interés de la persona interesada en la crianza de conejos hacer una inversión inicial que le permita tener a sus animales en buenas condiciones para la reproducción, con base en normas mínimas. 

Primero que todo hay que saber que los conejos suelen alcanzar la madurez sexual a los 3 meses y medio y pueden reproducirse durante todo el año, si bien en los meses donde hace más calor se muestran menos fértiles. Las hembras pueden llegar a parir entre 10 a 12 crías en cada parto y vuelven a iniciar el periodo reproductivo cada vez que se vuelven receptivas, lo cual puede ser notado cuando la vulva adquiere una coloración rosada. 

Cuando la hembra está receptiva lo mejor es mantener a los machos separados en caso de tener más de uno ya que pueden ponerse a pelear por el derecho a aparearse con esta. Lo mejor es tenerlos en jaulas separadas individuales y completamente solos. Cuando la hembra está lista para reproducirse se pone en la jaula con el macho escogido para aparearse con ella. 

Una vez juntos, el macho comienza a cortejar a la hembra y se coloca encima de esta. Es fácil saber que el apareamiento ha sido consumado una vez que el macho da un brinco hacia atrás y queda tirado en el suelo por unos momentos. El dueño puede dejar junta a la pareja durante un tiempo hasta que finalmente el macho ignora a la hembra, después de haberse apareado con esta varias veces. 

Después del apareamiento el dueño debe apuntar la fecha en una tabla de control para cada coneja que tenga, en la cual se deben incluir datos como la edad del animal, la cantidad de crías que ha tenido y otros. De esta forma el dueño podrá controlar y organizar mejor la reproducción de sus conejos con respecto a cada individuo. 

La hembra suele tener un periodo de gestación de 28 a 30 días dependiendo de la cantidad de crías, por lo cual dependiendo de cuanto se atrase el parto el dueño podrá adivinar cuantos conejitos tendrá durante el parto. Es importante que dos o tres días antes de la fecha del parto, incluyamos en la jaula de la coneja hierba, alfalfa, paja, etc., para que esta pueda fabricarse una cama la cual tapizará con pelo que se extrae de la zona del cuello, para que las crías estén bien protegidas al nacer. 

En el caso de que la coneja tuviera crías de la cama da anterior, deben ser retiradas dos o tres días antes del parto, es decir durante los días 25/27 de embarazo de la coneja. Es tanta la fertilidad de estos animales que dos o tres días después del parto la coneja está receptiva nuevamente, por lo cual puede volverse a poner con el macho para que este vuelva a preñarla nuevamente. Sin embargo esto debe hacerse con cuidado ya que las crías aún son muy pequeñas y aun no se pueden valer por si mismas, por lo cual la coneja no debe ser tenida fuera de la jaula durante más tiempo del que sea necesario. Es importante no agarrar a los conejos recién nacidos ya que podrían tomar nuestro olor el cual puede ser captado por la coneja y hacer que esta los rechace. 

Cuando están recién nacidas, las crías son muy vulnerables ya que son ciegas y no tienen pelo, por lo cual hay que asegurarse que no se salgan por accidente del nido hasta que sean algo mayores, ya que podrían morir antes de poder regresar al nido. Durante el periodo de cría a la coneja nunca le debe faltar alimento ni agua, ya que esto les produce estrés y podría ocasionar que la coneja termine devorando a sus propias crías. 

La dieta de los conejos se compone totalmente de alimentos vegetales, pero actualmente para los conejos de tipo doméstico existen alimentos especialmente elaborados, los cuales se diseñan para cada momento específico del desarrollo del conejo: 
  • Alimento para madres: Es alimento para conejas que están en periodo de cría o que han sido escogidas como reproductoras. A este alimento se le añaden vitaminas para ayudar a la coneja junto con dosis pequeñas de hormonas para que acepten mejor a los machos y a sus crías. 
  • Alimentos de engorde: Se le da a los conejos que están en etapa de desarrollo, a partir del destete hasta que ya son mayores. 
  • Alimentos de mantenimiento: Es un alimento diseñado para conejos que se han seleccionado como sementales por lo cual contienen los nutrientes necesarios para mantenerlos en buenas condiciones. 
  • Alimento muscular: Es un alimento útil durante todas las fases de desarrollo del conejo, y puede ser usado con madres, sementales y crías, aunque es más adecuado para estas.


0 comments:

Publicar un comentario