sábado, 9 de junio de 2012

Cómo enseñar al conejo a ir al baño


Normalmente los conejos son animales muy limpios por lo cual un animal sano no tendrá malos olores. Esto se debe a que prefieren ambientes aseados y se acicalan frecuentemente. Aun los animales que no tienen un sitio específico para defecar y orinar prefieren hacerlo en un único sitio, alejado del área donde duermen y comen.

Debido a esto y a que son animales inteligentes, no es difícil entrenar a un conejo para que haga sus necesidades en un único sitio. Al ser animales territoriales, a partir de los 4 a 6 meses de edad, empiezan a marcar con orina prácticamente todo en lo que consideran su territorio. Al contrario de los gatos que usan el arenero para orinar y defecar, a los conejos en ocasiones les gusta pasar un tiempo sobre su bandeja o esquinero e incluso pueden llegar a dormir en ese lugar. Por este motivo es muy importante el uso de material absorbente dentro de la caja que el conejo usa como baño, ya que de lo contrario la salud del animal puede verse perjudicada.

¿Qué sustrato debe elegir el dueño del conejo?

Lo más común es que en las tiendas de mascotas lo único que los dueños puedan conseguir sea viruta de madera o aserrín como sustrato para las jaulas, los albergues y las bandejas que usan los conejos. Sin embargo como se verá a continuación esto no es lo más adecuado. Primero que todo la madera contiene unos compuestos ácidos llamados fenoles, los cuales están presentes principalmente en las maderas suaves como el cedro y el pino.

Estos compuestos irritan las mucosas de las vías respiratorias lo que facilita la entrada de agentes patógenos. Así mismo afectan los riñones y el hígado, que son los órganos responsables de mantener el cuerpo libre de toxinas. La exposición prolongada a fenoles puede afectar gravemente el higa y el sistema inmune del conejo lo cual lo hace más susceptible a las enfermedades comunes.

Como alternativas a esos materiales, están aquellos sustratos fabricados a base de paja de cereales comprimida como el Biolan®, toallas absorbentes o papel periódico. El Biolan®, incluso puede ser comido por los conejos sin riesgo para estos ya que no contiene ningún tipo de preservante. También existe un sustrato fabricado de mazorca de maíz, el cual sin embargo debe cuidarse de que no sea ingerido por el animal y debe ser cambiado con regularidad ya que tiende a desarrollar hongos con suma rapidez.

Otra alternativa son los diversos tipos de cajas o esquineros, también conocidos como areneros, los cuales a pesar de su nombre nunca deben tener arena como sustrato principal.

Lo mejor es usar una charola o bandeja grande como baño principal para el conejo y otros en forma de esquina como baños secundarios que pueden ser colocados dentro o fuera de la jaula. Si se colocan fuera de esta, nuestro conejo tendrá más espacio cuando lo metan a dormir o no haya nadie supervisándolo.

Debido a su curiosidad natural, una vez que haya sido instalada la caja, lo que tiene que hacer es colocar encima de esta paja de avena o pasto Timothy de tal forma que se llame su atención y se promueva que pasen tiempo dentro de la caja.

Comenzando el entrenamiento del conejo

Primero que todo lo más importante será confinar al conejo en un espacio más reducido que puede ser la jaula o un corral de juego en el cual puedes colocar su comida, agua, juguetes, la caja de baño y el área de dormir. La idea con esto es que mientras se acostumbre a su nueva caja, la empezará a usar con mayor frecuencia. En caso de que llegue a ver algunas heces fuera del lugar donde deberían estar, debe ponerlas dentro de la caja para estimular que el conejo haga sus necesidades dentro de ella y no donde quiera.

Una vez que haya logrado que el conejo defeque y orine donde usted quiera, lo mejor es irle dando libertad poco a poco por periodos de tiempo cortos para que no ensucie las zonas que va a ir expandiendo. Recuerde que los cuartos a los que tenga acceso el conejo deben ser prácticamente a prueba de conejos. Así mismo es importante que mantenga limpia la zona donde el conejo vive, tratando de limpiarla con la mayor regularidad posible.

Otra manera de enseñar al conejo a usar una bandeja

Dada su naturaleza, los conejos generalmente eligen algunos lugares específicos (normalmente las esquinas) para depositar su orina y sus excrementos en forma de bolitas. Por este motivo el entrenamiento resulta algo más complicado que poner una caja o bandeja para este fin en un lugar cualquiera. En realidad requiere que el dueño les brinde un lugar que el conejo considere como suyo propio y que no será invadido por nadie.

También hay que tomar en cuenta la edad, ya que esta puede hacer la diferencia. Ya que aunque pueda parecer raro, los conejos mas viejos son mas fáciles de entrenar que los jóvenes al contrario que con otras mascotas. De hecho la capacidad de de aprendizaje aumenta a medida que los conejos crecen. En caso de que tenga un conejo muy joven, debe persistir y tener paciencia. Si por el contrario posee un conejo adulto o adopta uno, el trabajo de entrenamiento será menos complicado.

Otro aspecto que influye en esto es la castración, ya que esta influye mucho en el comportamiento del conejo. Una vez que este alcanza la edad de 4 a 6 meses sus hormonas llegan a estar más activas por lo cual empiezan a marcar el territorio. Si el conejo es castrado será más probable que use la caja para depositar sus necesidades. No obstante lo más recomendable es visitar a un veterinario que le dará la mejor recomendación al dueño acerca de la conveniencia o no de castrar a su conejo.

Para comenzar con el entrenamiento coloque una bandeja en la jaula o una o mas bandejas en el espacio por donde ande libre. Si su mascota orina en una esquina de la jaula donde no esté la bandeja, coloque esta en esa esquina hasta que el conejo entienda que esa bandeja está para que el haga sus necesidades ahí. No hay que preocuparse si al principio el conejo se acuesta sobre la bandeja ya que es un comportamiento natural de ellos.

Una vez que el conejo use la bandeja en la jaula, abra la puerta de esta y déjelo salir. Vigile con cuidado que el animal entre y salga solo y si observa que se dirige a una esquina y se pone en su postura habitual de orinar (el conejo levanta la cola y se arrima a la esquina), grite NO de forma seca pero controlada para que no se asuste, luego agárrelo y colóquelo en su bandeja.

Cuando el conejo use la bandeja por primera vez, recompénselo con una caricia o con algún regalo. De esta manera poco a poco se acostumbrará al uso de la bandeja y podrá darle más libertad a su mascota. No es conveniente tratar de acelerar todo el proceso y si el conejo vive en un espacio muy extenso, lo mejor es dejar más de una bandeja en el área. Con el paso del tiempo podrá ir retirándolas ya que el conejo se acostumbrará a usar una. Al ser este un animal muy rutinario no conviene cambiarles la rutina ya que podría ocasionar un cambio en sus hábitos. Es importante limpiar a menudo la caja o la bandeja para animar al conejo a que la use regularmente. Puede usar vinagre para limpiar tanto las partes internas como las externas de la caja aunque esté dentro de la jaula.


0 comments:

Publicar un comentario