lunes, 6 de febrero de 2012

Crianza del loro

crianza del loro


Manejo de Loros durante la cría a mano

Durante las primeras semanas, es importante que el dueño le dedique buena parte de su tiempo al polluelo ya que en esta etapa la persona será el padre o la madre del recién nacido y de ella dependerá el bienestar del lorito. Para las personas que disfrutan del cuidado de los animales y en especial de los loros, les será fascinante observar las distintas etapas del crecimiento del ave y el desarrollo psicológico que presentan.

Los loros son animales muy inteligentes y pueden encontrar la manera de comunicarse con nosotros incluso imitando sonidos como palabras y hasta frases. Si deseamos criar un polluelo de loro es necesario hacer lo siguiente:
  • Lo mejor es usar como contenedor de la cría una caja de cartón que esté abierta por arriba, la cual debe tener espacio como para 4-5 polluelos. A medida que las crías van creciendo el tamaño de la caja debe ser mayor. 
  • La cama para los polluelos debe estar formada por tiras de papel periódico o papel de cocina las cuales deben ser cambiadas todos los días. Por su parte la caja de cartón se debe cambiar cada 3-4 días.
  • Durante cada comida se deben añadir algunas tiras extras de papel para evitar que la caja se ensucie excesivamente con las heces y los restos de comida. Lo ideal es que después de cada comida se cambie el papel de la caja. 
  • Con respecto a los polluelos más grandes, es decir aquellos que ya tienen plumas y ganas de trepar, lo mejor es moverlos a una jaula en la cual, de ser posible debe haber una caja de cartón con un lado abierto para que el ave pueda buscar refugio cada vez que lo desea. Conforme vaya creciendo el ave la caja debe retirarse.

Temperatura

Es importante controlar la temperatura ambiente a la que está expuesta el ave. Durante el primer mes de vida, la temperatura debe estar entre los 23 y los 25 grados centígrados ya que temperaturas por arriba de 29 grados pueden ocasionar problemas.

 Si se observa que el ave respira con dificultad, de forma agitada y con la boca abierta y tiene la piel enrojecida, esto quiere decir que tiene demasiado calor. Otro factor importante es la humedad ambiental ya que en esta etapa el loro es particularmente delicado.

En caso de que el polluelo se muestre pálido, tirite, este poco activo y le cueste comer, probablemente signifique que ocupa más calor. En caso de que la temperatura ambiente de la habitación sea muy baja, puede que sea necesario el uso de calor suplementario por medio de un calentador de rayos infrarrojos, como los que se usan en terrarios por ejemplo. Una vez que el polluelo esté emplumado, la temperatura ambiente normal de una habitación bastará para mantenerlo a una temperatura adecuada.

Humedad relativa del ambiente

Si queremos conservar la salud de un polluelo de loro, la humedad habitual de nuestra casa debe estar entre 45% - 65%. En caso de que la humedad sea muy baja, sobre todo en verano, puede que sea necesario humidificar un poco el ambiente para lo cual se puede rociar un poco de agua en la caja de cartón del polluelo por medio de un nebulizador. Esto es debido a que si la humedad ambiental es demasiado baja, la piel del polluelo se puede secar y arrugar ya que es muy delicada.


0 comments:

Publicar un comentario