sábado, 13 de noviembre de 2010

Puertas, comederos y otros accesorios

La verdad es que un buen diseño de jaula puede resultar de poca utilidad si no se cuidan algunos detalles que pueden parecer poco importantes pero que en la practica en realidad si lo son. Algunos ejemplos son los siguientes:

Las puertas de las jaulas

Las puertas de las jaulas deben contar con un tamaño adecuado que permita introducir la mano con facilidad para extraer los comederos y los bebederos de la jaula, para tomar al ave con la mano o para limpiar todos los rincones. También debe ser segura, es decir no ser demasiado grande de tal modo que facilite el escape del canario cada vez que abrimos la jaula. Es común que se produzcan fugas en las jaulas con puertas de muelle, sobre todo si son demasiado grandes y están colocadas al frente de la jaula.
En este sentido son más seguras las puertas de guillotina, es decir aquellas que caen bajo su propio peso. Si el dueño no cuenta con mucha experiencia en el manejo de canarios, se debe cuidar que no se interponga ningún tipo de saliente de algún accesorio entre la guillotina y su tope final, ya que con solo que se produzca el menor resquicio o abertura el canario se puede escapar. Los sistemas de puerta más eficaces son los de guillotina y los de muelle mientras que los de resorte y cerraduras de otros tipos debe ser evitados pueden aflojarse y perder resistencia por el picoteo constante de las aves.



Comederos

Es posible encontrar una gran variedad de comederos para canarios hechos con los mas diversos estilos y materiales. Ya loc comederos de zinc u hojalata han dejado de usarse y nse han sustituido por otros materiales como loza, cristal y plastico. Cualquier de estas opciones cuenta con buenas condiciones en lo que se refiere a facilidad de limpieza e higiene.

A la hora de escoger un comedero debe tomarse en cuenta que debe ser suceptible a una limpieza energica y al uso de desinfectantes sin que sufra ningun daño. Con respecto a la forma esto no tiene la menor importancia, es un aspecto meramente estético. Para conservar la higiene de la jaula, es conveniente vaciar el comedero y limpiar cuidadosamente su interior para lo cual debe ser accesible a un cepillo o paño. Para mayor comodidad algunos diseños se pueden dividir en dos piezas lo cual facilita su limpieza. Los comederos pueden ser dividios en dos tipos:

  • Comederos interiores: Son los colocados en el piso de la jaula y se accede a ellos por medio de la puerta de la jaula.
  • Comederos exteriores: Estos se colocan en el exterior gracias a unos barrotes más abiertos a traves de los cuales el canario introduce la cabeza. Son los más higienicos ya que evitan el contacto entre la comida y el suelo. Además permiten un ahorro en la comida ya que hay menos posibilidades de que el ave la picotee y la tire afuera.

Con los comedores exteriores es más facil observar su contenido, sobre todo si son transparentes como en la mayoria de los casos. Se recomienda que estos sean usados para el pienso básico mientras que los comederos interiores sean reservados para otro tipo de alimentos más dificil de desparramar como los bizcochos, frutas o algun tipo de golosina que le guste al canario.

Normalmente los comederos interiores no son recipientes completamente abiertos y su tapa suele contar con uno o varios circulos abiertos cuya funcion es la de evitar que el ave esparza el alimento por la jaula. Con estos comederos debemos tener cuidado al sacarlos o introducirlos por la puerta, de modo que el canario no pueda escapar por el hueco superior que queda entre la mano y el ángulo abierto. No es que los canarios, que son bastante dóciles por naturaleza quieran escapar, sino que pueden hacerlo accidentalmente al volar asustados ante la presencia de nuestra mano.

Bebederos

Los bebederos para los canarios al igual que otros accesorios deben ser limpiados y desinfectados con sumo cuidado para evitar la aparicion de enfermedades. De hecho muchas enfermedades infecciosas muy peligrosas se transmiten a los canarios precisamente a traves del agua para bebida, sobre todo cuando ha estado en contacto con las heces del ave. Esto se debe a que las heces vienen con bacterias que en el intestino no constituyen ningun peligro para el ave pero el agua del bebedero pueden proliferar y volverse peligrosas. Al ingerir esta agua contaminada el canario mete en su organismo un verdadero caldo de cultivo de bacterias. Por eso se recomienda usar un doble juego de bebederos que deben ser intercambiados diariamente. Cada vez que se retire un bebedero debe ser limpiado con cuidado de modo tal que el ave siempre cuente con agua limpia para su consumo.

Para reducir la posibilidad de contaminacion, lo mejor es no emplear bebederos interiores. Por eso es mas recomendable usar los exteriores de tubo, que son fabricados de plastico transparente. Cuentan con mejores condiciones higienicas ya que el ave consume solo las gotas de agua que van saliendo del tubo, lo que deja el resto del agua practicamente aislada de la jaula. Hay algunos ejemplares que adquieren la extraña costumbre de colocar restos de comida en la boca del bebedero con lo cual la obstruyen miesntras se produce la descomposición de la comida. Sea cual sea el bebedero que se use el agua debe ser cambiada regularmente, al menos diariamente y el recipiente debe asearse las veces que sea necesario.

Bañeras

Al igual que otras aves, al canario le gusta mucho limpiar su plumaje mediante el baño. Por esto, en la naturaleza los canarios silvestres viven cerca de fuentes de agua en las cuales practican baños constantes. Para el canarios domestico, la costumbre del baño les brinda mayor vitalidad y obviamente mejora su higiene de tal modo que evita la acumulacion de suciedad sobre su cuerpo. Por este motivo en toda jaula de canario deberá haber una bañera para su aseo. Esta puede ser un recipiente de plástico o loza blanca con dimensiones proporcionadas y con el suficiente peso para que no pueda ser volcada cada vez que el ave se pose sobre ella.

Cuando el canario se baña podemos observar como se posa en el borde de la bañera, picotea el agua, luego introduce su cabeza y finalmente salta en su interior para remojar todo su cuerpo.
Es importante que la bañera se coloque a disposición del ave cuando haya buena iluminacion y cuando el reflejo del sol incida sobre la jaula. Una vez que el canario acaba de bañarse, retiramos la bañera con el fin de evitar que beba del agua llena con la suciedad de las plumas y las patas. El única agua que debe quedar siempre en la jaula es la que está sobre el bebedero del ave.

Recipientes para colocar bizcocho

Para este fin podemos emplear un recipiente hecho de plastico o loza el cual servira para suministrarle a nuestro canario diversas golosinas (de forma esporadica por supuesto) como alguna semilla energética, mineralizantes y pasta de huevo por ejemplo.

No hay una forma o tamaño específico para estos recipientes, por lo cual podemos escoger aquel que mejor se adapte a la jaula y sirva mejor al ave por supuesto. Entre los diversos diseños están las famosas “nabineras”, recipientes alargados y pequeños que están terminados en una lengüeta que sirve para sujetarlos. Se introducen entre dos barrotes y quedan en disposición horizontal cerca del posadero. No tienen capacidad para almacenar mucho alimento.

Soportes para los alimentos vegetales


Los vegetales son una forma de complementar la alimentación del canario y brindarle nutrientes esenciales, por lo cual no deben faltar en su dieta.
Algunos dueños de canarios suelen emplear un accesorio parecido a una pequeña jaulitaq para colocar las verduras y las frutas al alcance de sus mascotas. Esto sin embargo no es lo usual ya que la mayoria de propietarios simplemente colocan los vegetales directamente entre dos barrotes o por medio de una sencilla pinza de las empleadas para tender la ropa.

Posaderos para el canario


Al igual que otras aves de jaula, los canarios necesitan de posaderas y saltadores para moverse a través de la jaula. Primero que todo hay que decir que no se aconseja el uso de columpios, trapecios y accesorios similares ya que solo molestan al canario y disminuyen el espacio interior de la jaula. Los conocedores recomiendan emplear unicamente palos horizontales hechos de madera o de plastico provisto de dos tapones externos para su sustentación.

No se deben emplear las cañas, que eran muy usadas antiguamente ya que sirven de refugio para los acaros generalmente conocidos como piojillo, que se alojan en su interior hueco.
Estos posaderos deben contar con una sección de forma circular y su diametro debe ser de alrededor de un centímetro ya que los palos más angostos pueden causar problemas de equilibrio en los canarios que se posan sobre ellos. Algunos fabricantes de posaderos usan un diseño provisto de relieve acanalado. Resultan así menos resbaladizos que los totalmente lisos.

0 comments:

Publicar un comentario